ENG

El Índice de Desarrolladores Inmobiliarios (REDI por sus siglas en inglés) sigue un enfoque basado en el valor para calificar a desarrolladores inmobiliarios comerciales y residenciales

El Índice de Desarrolladores Inmobiliarios (REDI) tiene un enfoque basado en valores para inversionistas, organizaciones comunitarias, agencias gubernamentales y ciudadanos interesados en evaluar desarrolladores de bienes raíces y desarrollar proyectos responsables. REDI ofrece a todas las partes interesadas un estándar para medir el compromiso de un desarrollador con las comunidades a las que sirven.

¿Cómo funciona la clasificación REDI?

Con la ayuda de organizaciones de la sociedad civil y la academia, REDI investigará y compilará un perfil completo sobre la empresa desarrolladora que está siendo calificada.

Ese perfil será proporcionado a un jurado de calificadores de diversos orígenes incluyendo, pero no limitado a individuos de los siguientes sectores: Desarrollo de Bienes Raíces, Finanzas de Bienes Raíces, Academia, Agencia de Gobierno, Organizaciones Comunitarias, Inversionistas privados, Organizaciones de la Sociedad Civil y Profesionales del Derecho.

Cada una de estas evaluadoras calificará el perfil de la empresa desarrolladora.

Una composición de todas las puntuaciones será la calificación final dada a la empresa. La investigación consistirá en una revisión de los estados financieros del desarrollador, una revisión de antecedentes penales de los socios y socias, una revisión de los registros judiciales relacionados con la actividad de desarrollo, una revisión de los procesos de participación comunitaria y una revisión de los edificios construidos por el desarrollador. REDI limitará su investigación a proyectos terminados en los últimos cinco años a partir de la fecha en que se inicie la investigación, así como cinco proyectos a elección del promotor.

Las métricas de calificación de REDI examinan el desempeño de proyectos anteriores y sopesan los méritos de los proyectos propuestos. La clasificación REDI es principalmente una herramienta para calificar a los desarrolladores urbanos. Pero REDI no es sólo una calificación; es un ecosistema.

El objetivo es que todas las partes sean responsables, ofreciendo un conjunto de herramientas para la retroalimentación y la educación de las comunidades y desarrolladores para crear desarrollos exitosos que aborden las cuestiones sociales y económicas en las áreas urbanas, aprovechando más oportunidades para los buenos desarrolladores.

Estas métricas se vinculan con el acceso a financiamiento de inversión que valore el perfil de responsabilidad social de la empresa.

¿Quiénes son las desarrolladoras inmobiliarias REDI?

Las empresas REDI han demostrado integridad y un historial de rendición de cuentas a las comunidades. Van más allá de un enfoque cuantitativo y de fuerza de mercado para revitalizar barrios y ciudades vulnerables.

Loading...